Marketing de contenidos: la técnica estrella de un e-commerce de moda

¿Te has preguntado por qué a veces parece que los contenidos estén diseñados especialmente para nosotros? Esto es gracias al marketing de contenidos, una estrategia que se usó por primera vez en 1985, en la revista The Furrow. Se trataba de una revista destinada a granjeros, donde se daban consejos y técnicas para aumentar su productividad. ¿El final de la historia? éxito de ventas en maquinaria agrícola. ¿Quieres conocer los trucos básicos del Content Marketing? Sigue leyendo.

El objetivo final de las marcas es cubrir las necesidades de su público objetivo, y aquí es donde el marketing de contenidos cumple su función.

¿En qué consiste el marketing de contenidos?

El marketing de contenidos se trata de una técnica del marketing digital que se centra en la elaboración de contenidos en diferentes plataformas. De esta manera, ofrece información de valor para los potenciales clientes, creando un vínculo especial con la audiencia, gracias a estrategias como el storytelling.

Los tres pasos para llevar a cabo esta técnica:

Crear: No cualquier contenido,  contenido de valor. Contenido relevante, útil, interesante, pero sobre todo original.

Publicar: Pero no publicar por publicar. Hacerlo de manera eficiente en las diferentes plataformas de contenido; redes sociales, blogs, podcast.

Compartir: aquí es donde entran en juego nuestros amigos, los algoritmos. No solo es publicar el contenido si no generar engagement, y lo más importante ¿En qué formato? El video es el mejor posicionado actualmente.

La importancia del marketing de contenidos

Gracias a la creación de contenido podemos aportar información de interés de manera gratuita en las diferentes plataformas. La audiencia sentirá que estás creando contenido especialmente diseñado para ellos, y eso tiene dos funciones principales:

  1. Fidelizar a tus clientes
  2. Atraer clientes potenciales

Actualmente, el marketing de contenidos se configura como una de las estrategias más efectivas de la era digital.

  • Aumenta visibilidad en tu web
  • Reduce costes en publicidad
  • Ayuda a situar a las marcas dentro del sector

No solo es crear contenido

Aunque pueda parecer que el marketing de contenidos se centra en la creación, esto no tiene ningún sentido si no sabemos a quién nos dirigimos.

Técnicas como el buyer persona son muy efectivas para definir a nuestro cliente ideal.

Tener en cuenta atributos como sexo, edad, aficiones, gustos, estudios y profesión son imprescindibles para definir la estrategia del marketing de contenidos ¿Qué le gustaría leer a Marta?, si ella es estudiante de moda y tiene especial interés por la fotografía. Dar respuesta a este tipo de preguntas hará que centremos el tiro, y hagamos contenido específico enfocado a cubrir las necesidades de nuestro público.

De esta fase inicial dependerá todo lo demás: ¿qué contenido crearemos?, ¿dónde será publicado?, ¿en qué formato?

Hacer contenido por hacer contenido no tiene sentido, ni tampoco estar en todas las plataformas. Debemos tener una estrategia definida.

¿El resultado de esta técnica? La diferenciación de la competencia al mismo tiempo que aportamos contenido de valor.

 

iTrend