Emprendimiento y felicidad: es posible con una buena organización

El éxito laboral muchas veces se ve relacionado con la falta de tiempo, el estrés, el agotamiento mental y físico o una carente vida social. Es normal, todo el mundo sabe que para conseguir un objetivo lo más importante es dedicarle el mayor tiempo posible y eso tiene sus consecuencias. A largo plazo, el exceso de trabajo puede desembocar en insatisfacción, tristeza o depresión, aunque tengamos repuntes al ver alcanzadas nuestras metas. ¿La solución? Un formato de negocio que se basa en la conciliación laboral, la libertad creativa y un horario flexible. Este es el modelo de iTrend.

Luciana Borroni y Gloria Montañés fundaron su empresa de creación de contenidos de moda sobre esa base de conciliación y flexibilidad. Para ambas, la adecuada organización de tareas era la clave para obtener los mejores resultados sin necesidad de tener que estar en un mismo sitio durante una jornada laboral completa de 8 horas. La fórmula es sencilla. Lo primero, una esquematización de las laboral a realizar online que se fija cada semana y dentro de la cual se puede realizar el trabajo asignado en cualquier momento. Lo segundo, buena comunicación, saber qué hay que hacer, qué no, qué se ha modificado y qué está listo. Lo tercero, el incentivo a los trabajadores. Esto es fundamental. Dar confianza, apoyo y libertad creativa, todo ello secundado por una gran comprensión humana y elogios. Por último, coordinar todas las partes de la empresa.

No es tarea fácil poner todo este mecanismo en marcha pero Montañés y Borroni consiguieron que funcionase tras su experiencia en varias agencias de comunicación y revistas.  ¿El resultado? Empleados con mucha ilusión por trabajar y objetivos alcanzados. “Trabajamos para cumplir objetivos, no para cumplir horarios”, argumentan las emprendedoras. Y es que, esto no hay que tomárselo a broma. La premisa se opone a la saturación que se sufre cuando estás obligado a aportar constantes novedades en un espacio de trabajo donde hay que cumplir al minuto y acarreando muchas horas a la espalda delante de un ordenador. Tener más tiempo libre hace que la mente este más despejada y permita a una persona dar con multitud de ideas nuevas.

La estructura horizontal de comunicación interna creada en iTrend ha permitido disminuir los tiempos de desarrollo y entrega de contenidos. Además, no es esta la única novedad que implementa la empresa. El espíritu innovador que la caracteriza genera constantes ideas únicas como la de Trendtool, una herramienta que funciona como gestor de contenidos para hacer más sencilla la comunicación entre redactor y cliente.

Las fundadoras de iTrend han arriesgado para conseguir obtener una compañía joven adaptada a los nuevos tiempos y que se renueva constantemente. Por estas razones, el crecimiento del negocio ha sido notable y continuo desde la fundación del proyecto.

Para conseguir lo que te propones hay que arriesgar y descubrir nuevos horizonte. La felicidad es el mayor motor del éxito. Aquí tienes el mejor ejemplo.

iTrend